Guía completa para viajar barato.

Este post pretende ser una guía sobre cómo viajar barato. Toda la información que fuimos recopilando, vamos a tratar de resumirla y ordenarla acá.

Hay dos preguntas que nos hace muchísimo. La primera es de qué vivimos y cómo hacemos para ganar plata mientras viajamos (ya va a venir post con toda la información de esto). La segunda es cómo hacemos para viajar barato: este es el punto que queremos profundizar en esta ocasión.

Las claves para viajar barato.

Podríamos resumir todo en dos tópicos: el primer punto serían los recursos que podemos utilizar mientras viajamos para ahorrar en transporte, comida, alojamiento, etc. Muchos de estos recursos están dados por plataformas que fuimos conociendo a lo largo del viaje. Sobre esto vamos a hablar acá.

El otro punto, en realidad, no es ningún secreto y tiene que ver con aggiornar la rutina diaria a nuestras necesidades y a nuestro presupuesto. Parece algo obvio, pero a veces no lo es. Si tenemos presupuesto mochilero para viajar, entonces vamos a tener que vivir como mochileros durante el viaje.

Esto quiere decir que probablemente no durmamos en los mejores hoteles, no vamos a comer en los lugares más lujosos y vamos a tener que perder un poco más de tiempo buscando algo que se ajuste a nuestro bolsillo, y tampoco vamos a viajar en los buses VIP en los que suelen ir los turistas. Más bien vamos a estar rodeados de locales, en el transporte público.

Se pierde algo de comodidad, es cierto, pero se gana en perspectiva sobre el país, la gente y la forma en que estos viven “normalmente”. Somos un poco más “viajeros” y un poco menos “turistas”, esperando que nadie se ofenda por el uso que le damos a éstos términos.

Nosotros creemos que no hay grandes secretos para viajar barato y tratamos de ir publicando nuestros gastos (con el detalle por rubro) para que la gente vea que es mucho más barato de lo que suele pensar. Si todavía no leíste los posteos, te invitamos a ir a la página “Viajá con Nosotros” y revisar según el destino que tengas en mente. Ahí no vas a encontrar solamente lo que hicimos, sino cómo nos movimos, qué lugares visitamos y -lo más importante- cuánta plata gastamos.

Dicho esto, veamos los recursos que tenemos para ahorrarnos unos pesos durante el viaje.

Madrid
Cosas que uno se pude cruzar caminando por Madrid.

Recursos para viajar barato.

En todo viaje, hay tres gastos que parecen ineludibles: alojamiento, comida y transporte. Veamos punto por punto cómo se puede ahorrar plata en cada uno de estos conceptos.

Cómo alojarse GRATIS (o por poca plata).

Sí, la mayoría de los mochileros que viaja se aloja en hostels o gueshouses. Son los más baratos y además te sirve para conocer a otros viajeros y alimentarte de sus vivencias.

Pero además de este tipo de alojamientos, existe la posibilidad de que duermas absolutamente gratis, sin pagar un peso.

En la era de internet, hay varias plataformas virtuales que nos van a ser de gran ayuda a la hora de intentar ahorrar plata. Nosotros nos apoyamos en tres: Couchsurfing, House Sitting y Worlpackers.

No vamos a hablar en detalle de cada una de estas plataformas, ya que hemos hecho posteos específicos en donde nos referimos a ellas, explicando cómo hacer para utilizarlas y para optimizar su uso (aumentando la probabilidad de que nos acepten). Podés hacer click sobre cada una de ellas para leer en profundidad.

Tené en cuenta que en los tres casos, dependés de una confirmación del otro lado, y para ello nada mejor que una buena presentación -personalizada- para causar una buena impresión.

Lo importante es que, por un lado, las tres plataformas te permiten viajar gratis o por muy poco dinero (Worldpackers, en algunos casos, te pide pagar una módica suma). Ojo. No te confundas y pienses que no vas a tener que dar algo a cambio, porque en todos los casos se entiende que el que se beneficia con alojamiento gratis tiene que otorgar alguna contraprestación. ¿O vos acaso dejarías que alguien que no conocés se quede a dormir en tu casa y que no haga absolutamente nada?

Pero, lo importante, es que si tenés ganas y estás dispuesto a dar lo mejor de vos, vas a tener lugares para hospedarte sin pagar un solo peso!! Para darte un ejemplo, nosotros -gracias a House Sitting- viajamos durante 45 días por Singapur (uno de los países más caros de Asia y del mundo), gastando menos de 400 dólares ENTRE LOS DOS.

Cuidador de casas
Cuidador de mascotas en Singapur

Nosotros mismos hemos utilizado estos recursos para ahorrar plata. No viajamos siempre haciendo esto, porque también necesitamos descansar y tener tiempo para nosotros solos. Pero sin duda que han sido de mucha ayuda estas plataformas.

Todo esto, sin contar el valor agregado que nos dan, ya que se produce un intercabio cultural increíble (vivendo en lo de un local, alejado de lo más “turístico”) que es lo que más ganas nos da de seguir viajando y viviendo este tipo de experiencias.

Cómo gastar poca plata en Comida.

La comida es la comida (¡Qué frase!, ¿no?). Para nosotros no sólo es necesaria por la alimentación, sino que disfrutamos sobremanera comiendo y probando cosas nuevas. No admitiríamos estar viajando sin comer platos ricos en cada lugar que conocemos.

Pero lo que tampoco admitimos es pagar de más. Pagar un precio inflado para el turista, pero que una persona local no toleraría ya que a veces duplica o triplica el valor original.

¿Cómo evitar esto? Primero y principal, hay que conocer los precios de los lugares que visitás. Es imposible que sepas si un plato de comida es barato o caro si no tenés alguna referencia. Para eso podés usar blogs -como este :)-, podés preguntarle a alguien que haya estado o podés ir averiguando con gente que conozcas durante el viaje.

Más allá del estudio de mercado que vas a tener que hacer, no te va a quedar otra que caminar el lugar. Para ver y conocer precios y, además, para buscar lugares que salgan del circuito turístico y que no inflen sus menúes. Es cierto que en algunos lugares esto es difícil, pero con paciencia se puede.

Un gran consejo mochilero que hemos escuchado y adoptado es: comé donde comen los locales. Es una regla que NUNCA falla. Si ves gente local comiendo o haciendo fila para comer, hacé lo mismo. Por el contrario, si ves muchos gringos sentados te aconsejaría que salgas corriendo lo más rápido que puedas.

Comiendo en la calle
Como ahorrar en comida

Esto aplica sobre todo al Sudeste Asiático, donde prácticamente no hay diferencia entre comer en algún puestito callejero que cocinarte en el hostel.

Si estás viajando por Europa la mejor forma que tenés de ahorrar en comida es cocinarte. Sobre todo si estás en ciudades caras como París, Londres o Barcelona. En estos casos, es absolutamente fundamental para el bolsillo mochilero que te busques un hostel con una buena cocina. Si querés saber cómo hicimos para ahorrar en esos lugares, entrá y leé los posts que armamos con mucha información!!

Cómo ahorrar en Transporte.

Cuando viajamos es inevitable moverse: es la esencia del viaje. Ir de un lugar a otro conociendo lugares, gente, sabores, paisajes. Ese movimiento requiere, prácticamente en forma obligatoria, una erogación de nuestro presupuesto en transporte. 

¿Cómo vamos a hacer para movernos sino? ¿No? NO, error. Es obvio que hay alternativas -un tanto incómodas, es cierto-: por ejemplo viajar a dedo. Nosotros no somos fanáticos del hitchhicking, autostop o “hacer dedo”, como le decimos en Argentina.

Lo hemos hecho en casos muy puntuales y en muy pocos países, pero hay un montón de gente que se ha movido de esta manera (los chicos de Marcando el Polo, por ejemplo, han hecho dedo y cruzado Asia de punta a punta). También conocemos casos de gente que ha viajado en bicicleta por el Sudeste Asiático, como el caso de Flor (leé su historia aca).

En definitiva, está más que probado que este gasto se puede anular en su totalidad.

Sin embargo y sin irnos a alternativas tan “extremas”, lo cierto es que se puede bajar sustancialmente este ítem del presupuesto viajando en transporte público. En todos lados es la alternativa más económica y en algunos países es verdaderamente barato: viajar cientos de kilómetros te va a costar unos poquitos dólares. El Sudeste Asiático en general nos resultó muy barato excepto Camboya (si querés saber más, click acá).

Viajar en transporte público (trenes, colectivos, camionetas, botes) te va a permitir conocer como viven la gente local y, casi siempre, vas a ser el único turista. No vas a sufrir la saturación del turismo ni siquera en lugares como Tailandia.

Transporte Público Chiang Mai

Lugares que te pueden parecer carísimos, pueden resultar sorprendentemente baratos si hacés vida de local. ¿Querés que te demos un ejemplo que te va a sorprender? Las islas Maldivas. Sí, exactamente como leíste: viajar por uno de los paraísos de este planeta es realmente MUY barato si hacés vida de local: un bote de una isla a otra cuesta menos de dos dólares y la comida es baratísima. En este post te dejamos mucha más información sobre Maldivas.

El objetivo de esta Guía es que te saques de la cabeza la idea de que viajar es caro. En general, viajar es mucho más barato de lo que la mayoría cree y es mucho más económico que vivir como sedentario. Hay que sacarse de la cabeza el concepto de “vacaciones” cuando hablamos de viajar, porque estamos hablando de cosas distintas.

Nosotros en casi 40 días en Tailandia gastamos unos 620 dólares entre los dos. Con esa plata, en Buenos Aires apenas habríamos podido afrontar un alquiler…

Queremos que dejes tantas preguntas y comentarios como dudas tengas!! Esperemos que nuestra Guía para Viajar Barato te haya servido para algo. Si nos escribís abajo, vamos a tratar de responder y debatir esto que tanto nos gusta!!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.